Ryanair reconoce en Reino Unido al sindicato Unite de TCP, su segundo acuerdo con este colectivo

Ryanair ha anunciado la firma de un acuerdo de reconocimiento con el sindicato Unite como órgano representativo del colectivo de tripulantes de cabina (TCP) que emplea en Reino Unido, un mercado que representa aproximadamente el 25% de su flota.

Se trata del segundo acuerdo de reconocimiento firmado por la compañía irlandesa de bajo coste, tras los acuerdos alcanzados a principados de este mes con los sindicatos ANPAC y ANPAV en Italia, que representan al colectivo de auxiliares de vuelos de Ryanair con base en Italia, que constituyó el primer pacto de la aerolínea irlandesa con los TCP.

En un comunicado, la mayor aerolínea de bajo coste de Europa ha asegurado que está deseando trabajar con Unite y con su recientemente elegido comité de empresa en Ryanair, con el objetivo de cerrar un convenio para los auxiliares de vuelos que emplea en Reino Unido.

Ryanair anunció en diciembre de 2017, tras la cancelación masiva de vuelos a causa de un error en la planificación de vacaciones de sus pilotos, que aceptaría reconocer a los sindicatos con el objetivo de alcanzar convenios colectivos.

A finales de enero, la ‘low cost’ irlandesa reconocía oficialmente a la Asociación de Pilotos de Aerolíneas Británicas (Balpa), el primer sindicato que reconoció en sus 32 años de historia, tras los problemas derivados de su falta de planificación en la programación de las vacaciones.

CONFÍA EN CERRAR MÁS ACUERDOS EN LAS PRÓXIMAS SEMANAS

El directivo ha destacado que la compañía sigue “haciendo progresos” en países más pequeños y confía en anunciar nuevos acuerdos en las próximas semanas, una vez se acerquen posturas de manera positiva en el marco de la negociación.

Los sindicatos de TCP de varios países en Europa, entre ellos España, han dado de plazo a la aerolínea irlandesa hasta el 30 de junio como fecha límite para llegar a un acuerdo y evitar una huelga. Volverán a reunirse en Dublín los próximos 3 y 4 de julio, antes de bajar un calendario de movilizaciones en toda Europa.

FECHA LÍMITE, EL 30 DE JUNIO

Se trata de los sindicatos españoles USO y Sitcpla, el belga CNE/LBC y el portugués SNPVAC, que amenazan con ir a la huelga en verano si la aerolínea de bajo coste “no se ajusta a la legislación” de cada país en el que opera y aplica las mismas condiciones para todo el colectivo de auxiliares de vuelo –ya sea de la propia empresa o contratados por ETT o agencias–.

En España, las negociaciones con el Sepla para firmar un primer convenio colectivo habían se encuentran ahora mismo congeladas, pese a los avances de principios de año. Los pilotos han optado por denunciar a Ryanair ante los tribunales para que los ‘falsos autónomos’ pasen a la plantilla.

Ryanair emplea aproximadamente a unos 700 pilotos en nuestro país, según los cálculos realizados por el sindicato Sepla, y a unos 1.700 TCP en la docena de bases que la primera ‘low cost’ de Europa cuenta en nuestro país. Precisamente, en España es donde tiene más presencia, siendo además el segundo país europeo con más bases y pilotos de toda la red de la compañía.