MSC Cruceros invierte en la terminal de italiana de Trieste de cara a utilizarlo como puerto base en 2020

Inicia la construcción del ‘MSC Seashore’, que entrará en servicio en la primavera de 2021

MSC Cruceros ha anunciado la compra de una participación significativa de la sociedad Trieste Adriaticn Marine Initiatives, un ‘holding’ estratégico de la terminal de cruceros en la ciudad italiana, una inversión con la que la naviera busca desarrollar sus operaciones como puerto base a partir del verano de 2020.

En un comunicado, la naviera señala que su inversión en la terminal de cruceros Trieste Terminal Passeggeri (TTP) apoyará el objetivo a largo plazo de la compañía de proporcionar experiencias mejoradas y sin interrupciones para los pasajeros de cruceros desde el momento del embarque.

MSC Cruceros, con sede en Ginebra (Suiza), cuenta con una flota de 15 navíos en la actualidad y un plan de expansión por valor de 13.600 millones de euros para ampliarla hasta 29 barcos en el año 2027. Hasta la fecha, la naviera ha diseñado seis nuevas clases de grandes barcos.

La crucerista ha anunciado hoy que el buque ‘MSC Seashore’, cuya construcción se ha iniciado hoy, entrará en servicio en la primavera de 2021. Contará con el concepto ‘MSC Yacht Club’ mejorado que ocupará tres cubiertas de proa y 200 camarotes adicionales, para una oferta total de 2.270 camarotes en total. Será el más grande dentro de esta clase, con una capacidad total para hasta 5.632 pasajeros.

NUEVA CLASE ‘SEASIDE EVO’

Este lunes ha comenzado su fabricación en los astilleros de Fincantieri, ubicados en Monfalcone (Italia), donde el presidente ejecutivo de MSC Cruceros, Pierfrancesco Vago, y el director general del astillero, Giuseppe Bono, han cortado la primera pieza de acero de este nuevo barco, que será el séptimo dentro de este plan y el decimonoveno construido por la naviera desde su fundación en 2003.

De acuerdo a los datos facilitados por la naviera, la construcción de este nuevo buque requerirá de más de 10 millones de horas de mano de obra y participarán más de 4.000 empleados de los astilleros en su construcción.

El inicio de su construcción supone otro hito en el plan de desarrollo a diez años de la naviera y del sector. En apenas 18 meses se le unirá un segundo barco ‘Seaside EVO’, que entrará en servicio en el otoño de 2020. Así MSC Cruceros cuenta con 17 nuevos barcos, cuatro de ellos fabricándose de forma simultánea en la actualidad.