La demanda de carga aérea mundial cayó un 3,5% en octubre, acumulando un año de caídas consecutivas

La demanda de carga aérea mundial (medida en toneladas de carga por kilómetro) disminuyó un 3,5% el pasado mes de octubre en comparación con el mismo período en 2018, según datos de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA).

Esto supone un comienzo débil para una temporada que es considerada alta para la carga aérea mundial y el decimosegundo mes consecutivo de caídas interanuales en los volúmenes de carga.

Por su parte la capacidad de carga, medida en toneladas de carga disponibles (AFTK), aumentó un 2,2% interanual el pasado mes de octubre. El crecimiento de la capacidad ha superado el crecimiento de la demanda por decimoctavo mes consecutivo.

Durante el año pasado, la carga aérea sufrió los efectos de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, el deterioro del comercio mundial y una desaceleración generalizada en el crecimiento económico, unos problemas que se han extendido este año también.

Durante el año pasado, la carga aérea sufrió los efectos de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, el deterioro del comercio mundial y una desaceleración generalizada en el crecimiento económico, unos problemas que se han extendido este año también.

La mayor caída de demanda el pasado mes de octubre se registró en la región de Oriente Medio que sufrió un descenso del -6%, seguida de la de Asia-Pacífico con una caída del -5,3%, Latinoamérica (-2,6%) y Norteamérica (-2,4%).

En Europa las caídas fueron menores del -1,5%, lo que supone una mejora respecto al descenso del -3,5% registrado en septiembre. Este dato que contrasta con el incremento registrado en la región de África del 12,6% justificado por el importante crecimiento de los negocios con Asia.

Por su parte la capacidad de carga aérea mundial se mantiene en cifras positivas con crecimientos del 0,6% en Asia Pacífico, el 0,9% en Oriente Medio, del 2,3% en Latinoamérica, del 2,8% en Europa y del 3,1% en Norteamérica. El mayor crecimiento se registró en África donde la capacidad de carga aérea aumentó un 13,9% en los últimos doce meses.