Hoteles Silken prevé que sus ventas crezcan un 12% en 2020

Hoteles Silken prevé continuar con su crecimiento durante este año y su objetivo para 2020 es crecer en ventas por encima del 12% respecto a los datos de cierre de 2019, gracias en parte el incremento previsto de cuatro o cinco establecimientos hasta final de año.

Este año 2020 se presenta lleno de nuevos proyectos para la compañía hotelera que cumple su 25 aniversario y que quiere celebrarlo con un rebranding de su marca. La cadena, que cerró el ejercicio de 2019 con una facturación superior a los 93,3 millones de euros, un 4,3% más que el año anterior, espera mejorar su cifra este año.

El director general de Hoteles Silken, Javier Villanueva, explicó en una entrevista a Europa Press que la compañía viene creciendo de manera sostenible y continuada desde el año 2013, a dos dígitos en varios de estos últimos ejercicios.

Por ello las previsiones son que en 2020 sus ventas crezcan por encima del 12% respecto a los datos de cierre de 2019, en torno a un 5% teniendo en cuenta la misma cartera de establecimientos.

Así prevé seguir la línea de los últimos años en los que se han registrado cifras muy positivas y en incremento tanto del nivel de ocupación como del precio medio por habitación.

Para apuntalar este crecimiento la compañía prevé realizar a lo largo de los próximos años una inversión cercana a los 25 millones de euros para reposicionar activos, adaptarlos a los hábitos y necesidades de un nuevo tipo de cliente, sin descuidar la sostenibilidad y la eficiencia de sus establecimientos.

En este punto Villanueva insistió en que la sostenibilidad es uno de los pilares fundamentales que determinarán las actuaciones de la cadena en los próximos años.

Respecto a la posibilidad de entrar en segmentos de apartamentos vacacionales como han hecho otras cadenas hoteleras Hoteles Silken asegura que aún a nivel de regulación existen diferentes reglamentaciones y normativas que aún generan incertidumbres a la hora de invertir.

«No obstante, como somos gestores integrales, si surge la oportunidad de gestionar un establecimiento de apartamentos turísticos estamos abiertos a hacerlo, siempre y cuando cumpla con las características de nuestra marca en cuanto a diseño, ubicación, estilo», puntualizó el directivo.

La dirección de Hoteles Silken insiste en que no es una compañía patrimonialista. «Queremos continuar haciendo las cosas bien y seguir así contando con el apoyo y la confianza de las diferentes propiedades que gestionamos, desde grandes fondos de inversión a familias o aquellos establecimientos que tenemos en régimen de alquiler, con el objetivo último de satisfacer a nuestros clientes», explicó el directivo.

ENTRADOS EN EL CLIENTE

El grupo hotelero ha desarrollado un programa de fidelización que permite un trato más personalizado a sus clientes desarrollando un programa de incentivos con el que cada segmento puede percibir un mayor valor.

Además la compañía se encuentra inmersa en un revolución tecnológica que permita integrar en sus procesos de negocio y, sobre todo, en el conocimiento y personalización del trato al cliente y los nuevos hábitos de consumo de estos últimos.

Alguna de las funciones más novedosas tienen que ver con el check-in online, la segmentación automatizada del perfil del cliente vinculada a la fidelización del mismo, o la vinculación de los dispositivos tecnológicos del cliente a su propio perfil para disponer de conexión a la redes inalámbricas de todos los establecimientos de la cadena de manera automática.

«En definitiva, el objetivo es facilitar la interacción del cliente con el hotel y, sobre todo, conocer y personalizar el trato hacia ellos desde el hotel o la cadena», explica el director general de la cadena que insiste en la apuesta de la compañía por innovar en productos, en métodos de gestión y en modelos de atención al cliente.

De cara a futuro la cadena apuesta por lograr la diferenciación del producto, al tiempo que establece una estrategia de distribución efectiva que considera «vital», ya que entiende que la correcta combinación de estos canales puede favorecer el crecimiento de manera determinante.

«Todo ello sin olvidar poner el foco en la satisfacción del cliente ofreciendo la mejor experiencia, teniendo en cuenta cuales son sus expectativas y tratar de ir más allá», concluyó Villanueva.